Seleccionar página

¿Por qué mi radiador no calienta?

Si tu radiador no calienta lo suficiente, de poco te sirve. Si el radiador está averiado, y no sabes por qué no calienta, no te queda más remedio que repararlo, o llevarlo a un técnico profesional para que localice la avería y lo pueda arreglar o comprar un radiador nuevo

Con un radiador estropeado, disminuye el confort de tu hogar o tu oficina: la zona que cubre el radiador se enfría y la temperatura de la casa deja de ser homogénea. Al mismo tiempo, y por el mismo motivo, se incrementa el gasto en calefacción, porque disponemos de menos radiadores para calentar todo el ambiente. Con un radiador averiado, todo son perjuicios.

Aunque creas que el radiador está estropeado, porque no caliente, antes de empezar a reparar la avería, consulta el manómetro de la caldera de calefacción. Para descartar otros problemas, comprueba que la presión de la caldera no sea menos de 1 bar (unidad de presión), y que que la temperatura de calefacción no sea excesiva.

Causas o averías cuando los radiadores no calientan nada 

 Si un calentador no calienta nada, si está completamente frío, y el resto de radiadores sí funcionan perfectamente y calientan con normalidad, hay que identificar cuál es la causa.

  • Una de las causas más frecuentes de avería es que el radiador tenga aire. En este caso, la solución es sencilla: basta con sacar el aire del interior del circuito de calefacción mediante el purgador.
  • Otro suceso muy habitual es que la llave del radiador esté cerrada. La solución es evidente: bastará con girar el mando hacia la izquierda, en sentido contrario a las agujas del reloj, para abrirla.
  • Otro posible motivo de avería, pero en este caso ya requiere el uso de herramientas, es si el detentor está cerrado. Para arreglar la avería deberías retirar el tapón y, en el interior, con una llave Allen, o de un tipo similar, girar hacia la izquierda unas cuentas vueltas.
  • El último motivo más frecuente entre las posibles averías del radiador es la posible obstrucción, o que sea el último radiador de toda la casa, el que esté ubicado en la planta más alta del edificio. Una posible solución a la avería, si la instalación tiene un armario con las conexiones de calefacción, es comprobar si alguna llave de paso no estuviera abierta. En caso que alguna llave estuviera cerrada, la solución más lógica al problema es abrirla.

En el caso de posible obstrucción, una vía para intentar asegurar que esta sea la avería del radiador es comprobar que la presión de la caldera se ubique entre 1 y 1,5 bar. Cerramos todos los radiadores, excepto el averiado, el que no calentaba, encendemos la calefacción y lo purgamos en la medida de lo posible. Si aún así continúa sin calentar, si continúa averiado, parece evidente que hay una obstrucción que deberemos desatascar.

CLIMATIZACIÓN – RADIADORES

El radiador no calienta por abajo

 La zona inferior del radiador, la parte de abajo, está fría, y por lo tanto no calienta. En cambio, el resto del radiador sí está caliente. En esta situación el agua caliente sí llega hasta el radiador pero, después, no circula más.

Como una posible solución para arreglar que el radiador no caliente por abajo, comprueba si el detentor no está cerrado. El detentor es una llave que está en la parte inferior del radiador, con una tapa que al retirarla muestra un tornillo. Para abrir el detentor deberás girar el tornillo hacia la izquierda, en sentido contrario a las agujas del reloj, con un destornillador plano o una llave Allen.

Si el detentor estaba cerrado, y esta era la causa que el radiador no calentara, al abrirlo dejará pasar el calor al resto del radiador y la avería se habrá solucionado.

 

¿Cómo reparar la avería de un radiador frío en su parte inferior?

 

Si la suciedad fuera la causa de estropear el radiador, antes debes asegurarte que todos los radiadores fallen por el mismo motivo. Es decir, si todos los radiadores instalados sufren la misma avería por la suciedad.

Es muy posible que sea sólo uno de los radiadores el que está provocando el mal funcionamiento general. Uno de los radiadores podría estar bloqueando al resto de radiadores del sistema de calefacción de la casa. Para cercionarse hay que empezar desde el radiador más cercano a la caldera y, si ese radiador se calienta de manera normal, descartarlo y comprobar el siguiente radiador más cercano. Y así uno a uno hasta localizar el radiador estropeado que genera la avería en todos los demás.

Si el primer radiador que revisas, el más cercano a la caldera de todo el sistema, está frío por abajo, es muy probable que este primer radiador sea el causante de la avería en todo el sistema.

RADIADORES DE CALEFACCIÓN